AIRE CALIDAD HOGAR

Todos los elementos que componen nuestro hogar afectan a la calidad del aire, desprendiendo una serie de partículas que generan un efecto en nuestro organismo al pasar por los pulmones

Tras los últimos meses después de la aparición de la Covid 19, se ha mostrado mayor interés en este aspecto.

Por ello, os traemos 5 pautas a seguir para mantener el aire puro y limpio de tu hogar:

Limpiar de forma correcta

Para mantener el aire puro, el primer paso es llevar una limpieza asidua de tu hogar. Pero para ello, se ha de saber cómo y qué productos y elementos se deben emplear.

Resulta muy efectivo pasar la aspiradora y evitar emplear utensilios como el plumero, porque en lugar de eliminar las partículas las esparce.

Por otra parte, el uso de ciertos productos como el amoníaco, la lejía, disolventes pueden derivar en problemas respiratorios, al desprender gases contaminantes. Es recomendable sustituir estos productos que resultan perjudiciales para la salud por ecológicos, que cumplen la misma función sin generar efectos negativos en la atmósfera.

Se debe poner especial atención a elementos decorativos y muebles que se vistan con telas y tejidos, como cortinas, edredones o cojines que acumulan alérgenos y otras partículas contaminantes.

aire calidad hogar muebles contaminantes

Muebles sin agentes contaminantes

La elección del mobiliario es uno de los factores más importantes. Para realizar una buena elección, hay que tener en cuenta la composición del mobiliario evitando aquellos que contengan agentes contaminantes que perjudiquen a la calidad del aire de nuestro hogar.

Muchos muebles de hogar cuentan con materiales y tratamientos que se componen de químicos que puedan emitir en el ambiente vapores.

Plantas en tu hogar

Algunas plantas contribuyen a la purificación del aire en casa y oficinas, mejorando su calidad. 

Además de darle color a las estancias, pueden ser nuestras aliadas y hacer más agradables las horas en casa.


aire de calidad hogar con plantas

Evita las humedades y frénalas

La aparición de humedades en el hogar puede propiciar problemas respiratorios graves, además de generar moho. Este último surge como efecto de los choques térmicos y de la humedad presentándose mayoritariamente en los baños de la casa. La humedad relativa del aire no debe sobrepasar el 60% porque ser contraproducente para la salud al provocar partículas contaminantes.

Para evitar que suceda, existen distintas pautas que se pueden utilizar como emplear vinagre blanco, evitar cubrir la humedad ya generada, utilizar bicarbonato de sodio sobre las superficies ya afectadas o mantener abiertas ventanas; punto siguiente que se va a tratar.

La humedad relativa del aire no debe sobrepasar el 60%

Mantener ventilada las estancias

Las mejores horas para ventilar son a primera hora de la mañana y a última hora de la tarde -antes de que se haga de noche- es el mejor momento al haber menos movimiento en la calle; y, por tanto, haber un número menor de partículas suspendidas el aire.

Junto a mantener las ventanas del hogar abiertas, y cuando necesitamos reducir la temperatura, se puede hacer uso de los climatizadores evaporativos MCONFORT, que utilizan el principio natural de la evaporación del agua para producir aire fresco.

Para un correcto uso en interiores, los climatizadores evaporativos deben colocarse de espaldas a una ventana abierta para que siempre se alimenten de aire nuevo.

MCONFORT dispone de la gama de climatizadores evaporativos más amplia del mercado, con modelos adaptados a todas las necesidades, y adecuados para mantener en todas las estancias de tu hogar el aire purificado y limpio.